Difícil quitar la costra del crimen organizado

Amatlán, Ver.-El activista y sacerdote católico Alejandro Solalinde expresó que el paso de migrantes por el estado de Veracruz ha sido muy difícil, pero mas peligrosa es la situación de violencia en la frontera norte del País.

Indicó que sigue siendo peligroso Veracruz, pues es difícil quitar de la noche a la mañana toda esa costra de crimen organizado y autorizado que se había formado en la entidad.

Señaló que el flujo de personas que viajan de Centroamérica al norte en busca del sueño americano ha disminuido considerablemente. «Ahora tenemos otro tipo de personas migrantes, quienes se están quedando en México buscando refugio o por trabajo».

Explicó que este año es de alta transición por factores externos como las elecciones en Estados Unidos, pero también que el reacomodo nacional pueda ir mejorando las condiciones para estas personas en México.

 

«Todavía no se estabiliza el panorama para los migrantes, hay un desfase entre la Secretaria de Gobernación, ya que quien esta actuando es la Secretaria de Relaciones Exteriores, falta la buena voluntad de las autoridades», precisó.