PUBLICIDAD

*Comando armado dispara contra aficionados en partido de futbol

* Matan a tres en el lugar y uno más muere al llegar al IMSS Córdoba

PUBLICIDAD

* 1 herido sobrevive

* Lanzan amenazas vs Mando SSP y alcalde.

Atoyac, Ver.- La tarde de este lunes se registró un hecho sangriento donde perdieron la vida tres personas que observaban un partido de fútbol en el campo de la Sección 23, en Potrero Nuevo, municipio de Atoyac.

El suceso se dio poco después de las 18 horas, el encuentro de fútbol se desarrollaba de manera normal, los aficionados de los dos equipos disfrutaban de este encuentro deportivo, cuando de manera sorpresiva ingresaron trotando sujetos armados disparando en contra de un grupito que se encontraba en el lugar donde venden cervezas.

Tres personas fallecieron tras este ataque armado, entre estos el encargado del bar El Pollo Loco, dos personas mas quedaron heridas.

El comando armado se dio a la fuga hacia el municipio de Cuitláhuac, según reportes de testigos, quienes mencionaron que se trasladaban a bordo de un vehículo Ibiza de color naranja o vino.

Minutos después arribaron al lugar personal de policía municipal, Guardia Nacional, Policía Estatal y Sedena, así como paramédicos de SAMUV Atoyac, Cruz Roja de Córdoba, una ambulancia de la Jurisdicción Sanitaria número 6 y Protección Civil de Atoyac y municipios aledaños, lo mismo que las corporaciones .

Poco después arrió policía ministerial, peritos y fiscal, quienes realizaran sus actividades correspondientes para integrar la carpeta de investigación por este triple homicidio.
Más tarde trascendió que había muerto uno de los dos lesionados.

En textos de redes sociales algún grupo lanza amenazas contra el Mando de SSP municipal de Atoyac, llamándolo Pokémon o Zeus, acusándolo de extorsionar a la población, igualmente reclaman al alcalde -sin mencionar su nombre, de hacerse de la vista gorda de lo que hacen sus policías.

Tres de los primeros fallecidos fueron conocidos en cadenas de WhatsApp como «Alan Pambazo», «Pollo Loco» y «Niño Rico», este último pertenecía a una familia de promotores artísticos.

PUBLICIDAD