Agencias

Córdoba, Ver.- Un grupo de pistoleros llegó a matar ayer a un hombre en Córdoba, por coincidencia, cuando comenzaron a disparar, unos niños estaban cerca, por lo que se sumaron al saldo.

La víctima se llamó Pedro Argüello Carreón, de 40 años, quien llegaba en su coche a una casa en la colonia Juan Rodríguez Clara, acompañado de su esposa, y la hija de ambos, de dos años de edad.

Los testigos indicaron que al momento en que el hombre arribaba con su familia a la calle 29, un grupo de pistoleros que le seguía comenzó a dispararle en diversas direcciones.

Cuando el sujeto estaba por bajar de su coche, un grupo de niños, que se encontraban en esa casa a la espera de la familia, salieron a recibirlos, por lo que fueron alcanzados por las balas.

Aunque los menores comenzaron a correr para esconderse de las balas, resultaron lesionados.

Así, mientras el sujeto quedó sin vida dentro de su coche, en la casa donde se le iba a dar el recibimiento quedó el cadáver de la menor Amairani Valencia Barrera, de 10 años, una de las que más emocionadas esperaba la llegada de su prima, Danaé, de dos años.

Ese ataqué también dejó lesiones a Patricia López Barrera, de 22; Nayeli López Barrera, de 19; Arturo Yair Valencia Barrera, de 9 años; y a Danaé Arguello Valencia, de dos años cinco meses de nacida.

Los lesionados fueron trasladados al hospital Yanga y posteriormente a una clínica particular  para darles un mejor servicio.

En el sitio se recolectaron 50 casquillos de cuatro calibres distintos.

Se sabe que el sujeto que iba al volante del coche, iba a dejar en esa casa a su esposa e hija, para que tuvieran un encuentro con sus seres queridos, sin embargo, los pistoleros arrasaron con todo.