Publicidad
Carnitas en Córdoba
Carnes finas en Paso del Macho
Taquería en Córdoba

La Asociación de Internet MX considera que con este impuesto se perjudicará directamente el bolsillo de los usuarios, no nada más a las plataformas.

Forbes México

La Asociación de Internet MX (AIMX) rechazó la propuesta de imponer un nuevo impuesto de 2% a la economía digital por usar la calle, en la Ciudad de México, al considerar que reducirá las oportunidades económicas, perjudicará a usuarios, repartidores, inversiones y el crecimiento económico.

De acuerdo con el organismo, las empresas de la economía digital están comprometidas con continuar fortaleciendo la economía familiar y el desarrollo económico, por lo que algunos de sus objetivos son mantener, e incluso, incrementar el nivel de servicio, las horas y zonas de operación.

La asociación precisó que también buscan incrementar el número de restaurantes y comercios a los que sirven, los empleos directos que crean y la cantidad de envíos que se realizan a través de cientos de miles de repartidores, por lo que de aprobarse esta iniciativa estas oportunidades económicas se reducirían.

La AIMX agregó que se perjudicará directamente el bolsillo de los usuarios, no nada más a las plataformas, ya que impuesto implica limitar el acceso a usuarios y restaurantes que hoy acceden a estas.

“Las personas consumidoras finales sufrirían directamente en su bolsillo, ya que perderían el acceso a ciertas promociones y beneficios, y verían reducidas la gran diversidad de opciones que encuentran en las apps”, consideró.

También, dijo que dicha propuesta impedirá el crecimiento de las ganancias para las personas repartidoras, ya que les afectará directamente, de hecho, recordó que el crecimiento de las ganancias promedio mensuales de las mismas, de 2013 a 2020, fue de 117%, mientras que el ingreso promedio mensual de un trabajador creció sólo 25%.

A la par, afectará a una industria que impulsa el crecimiento económico, ya que este impuesto perjudica la economía digital, la cual en tiempos de recuperación económica resulta ser una oportunidad para impulsar la economía de la ciudad gracias a sus beneficios.

Indicó que según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el año pasado la pandemia tiró 8.2% del PIB, en contraste, los servicios de paquetería y mensajería crecieron 21.4% entre 2019 y 2020, y fueron un importante soporte a la economía mexicana.

Así, se reducirá la inversión extranjera, dado que la mayor parte de las empresas tecnológicas de intermediación, incluso las marcas más conocidas, operan con pérdidas.

“Hoy estas empresas generan inversión extranjera directa, ganancias para todo el sistema y especialmente, beneficios para millones de familias de la capital. Afectarlas es sacrificar recursos que llegan del extranjero para quedarse en México”, aseguró la AIMX.

También, la asociación recordó que las empresas de la economía digital son formales, que pagan y retienen impuestos federales en México como IVA e ISR, así como impuestos locales como el predial que, por cierto, se recauda justamente con el propósito de mejorar la infraestructura urbana.

La AIMX consideró que con el proyecto del nuevo impuesto se fomentará la informalidad, ya que afectaría a quienes realizan entregas de manera formal y limitaría la importante función que realizan las aplicaciones para incorporar a personas y empresas a este sector de la economía.

“¿A dónde irían los recursos de este impuesto?: Desconocemos el destino que tendrían los recursos que se generen a partir de este impuesto al uso de la calle, así como los mecanismos que se utilizarán para transparentar y auditarlos”, dijo.

“En la AIMX estamos siempre abiertos al diálogo y al entendimiento para trabajar, con todas las autoridades, en medidas que beneficien y por ningún motivo frenen o perjudiquen a la economía digital. Por ese motivo les solicitamos rechazar la propuesta de imponer un impuesto del 2% a la economía digital por el uso de la calle e invitamos a los Diputados y Diputadas a votar en contra de ella”, concluyó.